domingo, 11 de diciembre de 2011

En proceso

La zona euro está desmembrándose.
Tras la tormenta la calma llega.
El caos es el proceso en que la Naturaleza se ordena.
Un sistema vivo sigue un proceso de muerte para dar nueva vida.
En este proceso el coste son las personas.
Un precio muy alto a pagar sobre ello.


CITAS:

http://www.lanacion.com.ar/1431566-cont-sin-inglaterra-nace-una-nueva-ue
PARIS.- Una nueva Unión Europea (UE) nació ayer, en Bruselas, después de que 26 de sus países miembros, incitados por los 17 de la eurozona, decidieron imponerse una disciplina presupuestaria más rigurosa, que les exigirá un abandono de soberanía. Los términos de ese acuerdo resultaron "inaceptables" para Inglaterra , que, como muchas veces en su historia, prefirió mantenerse apartada de Europa.


http://www.elpais.com/articulo/portada/Emigrantes/vez/elpepusoceps/20111211elpepspor_9/Tes
Giro de 180 grados. En esta década, la emigración volverá a superar a la inmigración en España. Según las proyecciones del Instituto Nacional de Estadística (INE), cada año se marcharán medio millón de personas por la falta de trabajo y perspectivas. En torno al 10%, españoles. Ponemos cara a esas cifras. Los protagonistas de estas páginas traen de nuevo la sombra de aquellos padres y abuelos con las maletas rumbo a América, Inglaterra, Alemania.



http://ultimahora.es/ibiza/noticia/noticias/local/educacio-modifica-los-criterios-de-escolarizacion-para-no-primar-mas-a-los-recien-llegados.html
Salir del euro implica, sobre todo, recuperar instrumentos de política económica que tradicionalmente tenían los estados de la UE, y de los que hoy incluso siguen disponiendo EE.UU., Reino Unido, China y la mayor parte de los estados del mundo.

2 comentarios:

Anna dijo...

Emigré con la ilusión metida en unas bolsas de plástico.
Lo hice de la ciudad en que nací a la que elegí. De Huesca a Barcelona.
Dejé el calor y abrigo de la casa de mis padres y me busqué un sitio que poco a poco ocupé.
Hubo de todo.
Ir de Huesca a Barcelona, era un viaje de espera de una hora en Lérida.
Cuando regresé a casa, en la primera escapada, mamá me tenía preparada una maleta que todavía conservo. Soy incapaz de tirarla, aunque no la uso.
Entendió, tras su duelo, que era definitivo mi viaje.
Había empezado a trabajar y eso me tenía gozosa.
Iba y venía.
Voy y vengo.
Mi piel fue mudando en muchos aspectos.
Hoy tengo las raíces en el aire.
Mis sentimientos en las dos partes.
Soy una aragonesa catalanohablante.
Bilingüe.
Esa doble afinidad me hace sentir, a veces, fuera de lugar.
Sobre todo en la tierra de origen.
Allí la vida siguió su curso.
Fuera de él conservo la memoria de lo que se fue.

MiLaGroS dijo...

Me ha gustado mucho , tu comentario tambien. Abrazos.